El Parque padece los efectos de las fuertes lluvias
19 de noviembre de 2018

Este viernes toda la Comunidad Valenciana sufrió tormentas, fuertes lluvias y viento que dejaron atascos, inundaciones y árboles caídos a lo largo de nuestro territorio. Llíria no fue menos, y el Parque de San Vicente ha despertado este sábado con tres árboles de grandes dimensiones caídos, así como zonas totalmente inundadas.

La Policía local ha precintado el parque por mayores que está en el lado del olivo, por un árbol de grandes dimensiones caído de lado a lado del manantial. También el parque de niños ha sido cerrado, ya que un árbol han caído sobre el tobogán y el banco.